CÓMO BAÑAR A TU PERRO

Bañar a tu perro puede ser una actividad divertida, no solo para él, sino también para ti. Si ya estás familiarizado con la hora del baño, es solo una cuestión de técnica. Para un perro no acostumbrado a ello, primero haz que se acostumbre a la idea de estar de pie en el baño. ¡Incluso podrías convertirlo en un juego con golosinas!

Como bañar bien a tu perro

Por lo general, no recomendamos el baño para cachorros jóvenes, especialmente en invierno. Un baño de esponja con agua tibia normal debería ser suficiente. Cuando se convierta en adulto, puedes usar champú para perros, generalmente una vez al mes.

PASOS PARA BAÑAR A TU PERRO

Cepillar antes de mojar

Cepilla siempre el pelo antes de mojarlo. Esto eliminará cualquier pelo enredado o suelto para luego facilitar el lavado con el champú.

Una buena opción para cepillar a tu perro es utilizar un buen cepillo para perro como por ejemplo el Furminator que es uno de los mejores cepillos del mercado.

¿Fregadero, bañera o al aire libre?

Los perros pequeños son más fáciles de bañar. Puedes bañarlos en el fregadero de la cocina. Por otro lado, un perro más grande necesitará una bañera. Usa un filtro en el desagüe para evitar obstrucciones con el pelo de tu perro.

Champú

Los niveles de pH de los champús para humanos son demasiado duros para el pelo de un perro. Es importante utilizar un buen champú para perros, el más apropiado para él según el tipo de pelo que tenga.

Con la excepción de los champús medicinales, tienes que diluir el champú con agua para obtener una espuma más fácil y duradera.

Durante el baño

Comienza mojando a tu perro por todas partes, dejando su cabeza, cara y orejas para más tarde. Lávele las patas traseras, la cola y asegúrate de lavar las partes más delicadas.

Luego, lávele el cuerpo, el pecho y las patas delanteras con champú.

Con mucho cuidado, mójale la cabeza, la cara y las orejas. Coloca tus manos sobre sus oídos para evitar que entre agua.

Aclara bien con agua, y cuando creas que has hecho un buen trabajo de aclarar, vuelvo a aclarar otra vez para que no le quede nada de jabón.

Secar inmediatamente

Envuelve rápidamente al perro en una toalla para evitar que coja frío. Seca con una toalla todas y cada una de las partes de tu perro.

Después, también puedes secarle con un secador pequeño para terminar de secarle.

¿CON QUÉ FRECUENCIA DEBES BAÑAR A TU PERRO?

La respuesta depende de tu perro, su estilo de vida y el entorno en el que viva. A muchos perros les va bien con un baño al mes o incluso cada pocos meses. Sin embargo, si a tu perro le gusta disfrutar del aire libre y andar en el barro, nadar en un lago, rio o playa, o revolcarse en lo que sea, probablemente sea necesario bañarle con frecuencia.

El número ideal de baños también puede variar según la raza. Es posible que las razas con pelaje graso, como los Bassett Hounds, necesitan lavarse con más frecuencia. Los perros con arrugas pueden necesitar baños con más frecuencia que otras razas, junto con una limpieza diaria entre esas arrugas para ayudar a evitar la picazón en la piel y las infecciones.

Ten en cuenta que los perros no necesitan bañarse tanto como las personas. Bañar demasiado puede resecar la piel de tu perro. También elimina los aceites naturales que ayudan a mantener saludable el pelaje de tu perro y previenen la caspa. Habla con tu veterinario sobre la frecuencia con la que debes bañar a tu perro.

¿POR QUÉ LOS PERROS ODIAN LOS BAÑOS?

Por supuesto, este no es siempre así. A algunos perros les encanta el baño y la atención que reciben con ello. Pero algunos perros no lo disfrutan nada. Si a tu perro no le gusta la hora del baño, estos consejos pueden ayudarte:

  • Mantén los baños al mínimo. Algunos perros pueden arreglárselas con baños poco frecuentes. Aun así, si bañas pocas veces a tu perro, es posible que no se acostumbre al baño y le siga sin gustar.
  • Usa una correa o cuerdas. Esto puede ayudar a evitar un resbalón o que se escape, para no causar lesiones.
  • Consigue un par de manos extra. Pídale a alguien que te ayude a bañar a tu perro para que puedas concentrarte mejor en mantener a su perro tranquilo y feliz.
  • Vete poco a poco. Por ejemplo, deja correr un poco de agua sin poner a su perro en la bañera. Esto le ayudará a familiarizarse con el sonido. Incluso puede mojarle un poco, pero al principio no uses el champú.
  • Haz que la hora del baño sea divertida. Ofrécele golosinas, hazle cariñitos y actúa como si lo estuvieras disfrutando, para intentar transmitir eso a tu perro.
  • Agota a tu perro. Puedes salir a dar un largo paseo o jugar mucho con tu perro antes de la hora del baño para que esté demasiado cansados ​​para resistirse durante la hora del baño.

Si aún tienes problemas, puede pedirle consejo a su veterinario o comunicarte con un adiestrador de perros, o un peluquero canino que seguro que se sabrá algún truquillo, para poder bañarle con más facilidad.

¿CÓMO BAÑAR A TU CACHORRO?

Como bañar a tu perro

Puedes seguir los mismos pasos para bañar a un cachorro, pero ten especial cuidado para asegurarte de que tu cachorro no se haga daño. Los cachorros pueden a pensar que la hora del baño es un juego y saltan y se mueven dentro de la bañera. También pueden morderte jugando mientras tratas de enjabonarlos y aclararles con agua.

Si tu cachorro no se comporta bien en la bañera, puedes ofrecerle un juguete de baño para masticar y mantenerlo distraído durante el baño.

En este enlace puedes encontrar productos para productos de limpieza para bañar a tu perro:

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad